Críticas

Sueños entre tinieblas

Piedra Noche

Iván Fund. Argentina, 2021.

piedranocheCualquier película cuenta una historia. Esta obviedad entre salitre, sudor y lágrimas nos presenta el trabajo de un  entusiasta director. Iván Fund (Argentina, 1984)  pone todo su empeño en este proyecto.

Sombríos paisajes y oscura fotografía envuelven esta pétrea estructura que se desmorona en pequeñas piezas a medida que avanzan los minutos. Cuando cambian los parámetros todo se torna confuso. La reconstrucción posterior es inevitable. Recordando los bloques de lego van recomponiéndose y lentamente consiguen recuperar sus vidas y anhelar nuevas esperanzas.

Una propuesta sencilla cargada de contenido emocional no está exenta de problemas en las localizaciones. Cuando hablamos de zonas costeras muchos parámetros naturales hacen del rodaje una hazaña compleja y a la vez muy gratificante. El agua y el viento juegan con el tiempo y prolongan la situación más de lo debido, no obstante lejos de ser un problema se convierte en una ventaja. Muchos momentos grabados, planos largos y tiempo para acomodar la mirada evocan, a momentos, cineastas nórdicos como Andrei Tarkovsky (Ofrett, 1986). Ese dialogo mudo que se intuye en el paisaje se convierte en parte importante del metraje. Esculpir el tiempo es la reflexión poética de una interesante forma de sugestión.

piedranoche1

Pocos personajes construyen este drama familiar en el que gestos y miradas combinados con primeros planos y silencios turbadores nos imbuyen en la atmósfera sofocante que se pretende crear. Ese ambiente denso y cargado invita a salir fuera de la incierta seguridad del hogar. Un exterior oscuro donde miedos y temores conviven con la brisa inquietante de la noche eterna que parece no tener fin.

La estética ochentera tanto en vestuario como en atrezzo nos provoca cierta nostalgia. Volver a recrear videojuegos de antaño (Juegos de guerra, John Badham, 1983), admirar productos de merchandising como el flotador del halcón milenario (La guerra de las galaxias, George Lucas, 1977) o trasladarnos en el tiempo solo con los jerseys de los personajes (Her, Spike Jonze, 2013) son algunos de los elementos que ayudan a ubicarnos en tiempo y espacio.

piedranoche2

La música, a momentos incomoda, acompaña guiando el argumento por vericuetos interesantes y anticipando situaciones que acontecerán a su paso. De forma delicada y respetuosa se adentra, al igual que la cámara, en la vida de unos personajes emocionalmente devastados.

El montaje, todo un reto para hilvanar el argumento, es pausado. La línea trazada ayuda al espectador en la comprensión paulatina de la situación y, poco a poco le invita a aceptarla como la realidad que es.

La construcción de un mundo paralelo, como en cualquier juego, es inevitable. Huir de los problemas es el objetivo pero, desgraciadamente, esos seguirán ahí. Toca afrontarlos, sin posibilidad de postergación, con la mejor dignidad y entereza posible. Todo un reto.

Los momentos en la habitación o en la tienda de campaña son prueba de que el poder de los recuerdos puede sanar corazones y permitir, gracias al esfuerzo, seguir adelante con sus vidas.

piedranoche3

Un instante es suficiente para presentarnos la casa y personajes que en ese tiempo habitan en ella. Vemos la sección en planta de un hogar ya previamente sesgado  comprendiendo entonces la brecha emocional, mucho más profunda, que esconden sus muros. Los componentes del hogar sirven como refugio para que, a través de ellos, sigan respirando el espíritu del hijo perdido. Embalar cosas no es difícil lo complicado es sedimentar recuerdos.

El pasado es un lugar y, algunas veces, nos vemos obligados a regresar a él. Saber qué decir o cómo afrontarlo con el bagaje que aporta la madurez del tiempo transcurrido no es tarea fácil. Tras llevar a cabo el proceso nunca seremos los mismos.

Amistades y pareja se tambalean frente a un shock emocional intenso. Los accidentes truncan sueños y esperanzas intensamente. La gestión de los mismos es la esencia de la historia que Fund filma con ahínco.

Las sonrisas de la nostalgia se desdibujan en los rostros de unos personajes agotados que se aferran a una ilusión delirante que es lo único que les queda.

Tráiler:

Ficha técnica:

Piedra Noche ,  Argentina, 2021.

Dirección: Iván Fund
Duración: 87 minutos
Guion: Martín Felipe Castagnet, Iván Fund, Santiago Loza
Producción: Coproducción Argentina-Chile-España; Rita Cine, Insomnia Films, Globo Rojo Films, Nephilim Producciones, INCAA
Fotografía: Gustavo Schiaffino
Música: Francisco Cerdán
Reparto: Mara Bestelli, Alfredo Castro, Marcelo Subiotto, Maricel Álvarez, Jeremías Kuharo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.