Críticas

El suspenso a la colombiana se hace universal

La lectora

Riccardo Gabrielli. Colombia, 2012.

La lectora, cartelEn el mes de agosto la cartelera colombiana ha sido inundada de películas de buena calidad hechas en el país. De alguna manera esto es evidencia de una madurez creciente, totalmente bienvenida. Así como a través del cine europeo, norteamericano, asiático y mexicano, los colombianos hemos podido viajar por el mundo y apreciar otras culturas y otras formas de ver la vida, recibiendo influencias culturales y patrones, ahora, con el cine nacional floreciendo y madurando podremos también sentir el país más real, más cercano, más propio y aspirar a culturizar, a lo colombiano, más allá de las conflictivas fronteras del país, alcanzando así formas de trascendencia que nos liberen de algunas de nuestras estrecheces mentales. Para que esto ocurra, habrá que combinar los temas locales con los grandes temas universales.

El cine, además de un hecho cultural y artístico, es una industria que genera productos. En la medida en que sea una industria eficiente, habrá mayor probabilidad de que aparezca un flujo creciente de obras valiosas. Naturalmente que la cantidad no es garantía de la calidad, pero en un ambiente productivo se va a favorecer igualmente que haya cine independiente y creativo.

Fotograma de la película La lectoraLa Lectora es una de estas películas colombianas estrenadas en agosto. Al leer los comentarios que su director, Riccardo Gabrielli, hace sobre la realización de la película, observamos su orgullo como realizador de cine con criterios de eficiencia y cumplimiento: Es “una película muy efectiva, ya que la rodamos en diecisiete días. Terminamos en febrero y se estrena el 17 de agosto. Fuimos consecuentes y demostramos que el cine de calidad no depende del dinero ni del tiempo. Así que le aporta a Colombia un nuevo cine de entretenimiento. Una historia donde reirán mucho y, al mismo tiempo, estarán pegados al borde de su asiento, siguiendo a estos increíbles personajes”. Es interesante apreciar en el cine nacional el que un director señale la importancia de hacer las cosas con base en esquemas de planeación y diseño. Señala Gabrielli, en su entrevista con Liliana López, que luego de hacer esta cinta aprendió “que la preproducción lo es todo, que el guión es amo y señor y que todo toma su tiempo, pero si uno tiene el compromiso y la voluntad de enfrentar estos retos y luchar por un sueño, saldrá victorioso al final”.

La lectora, películaDetrás del guión hay alguien creativo y una buena historia, elementos que se pueden reflejar en un título llamativo. Sin duda que el título trae a la mente el concepto evocador de una mujer lectora, alguien que seguramente tiene sabiduría y paciencia y que está rodeada de personas que escuchan con toda atención. Nos la podemos imaginar como una mujer bella y misteriosa. Nos atrae.  Es el momento de escuchar, para ver si la historia en verdad nos hechiza. La contadora de historias más famosa del mundo es quizás Scheherazade, la narradora en el libro de cuentos árabe Las mil y una noches, quien salva su vida entreteniendo con relatos maravillosos al maligno sultán Shahriar. El sultán desposaba una virgen cada día y mandaba a decapitarla al día siguiente. Se había dado el terrible lujo de matar a tres mil mujeres cuando conoció a Scheherazade. Ella lo va encantando con relatos embebidos, que surgen el uno del otro, como interminables cajas encerradas en otras cajas, hasta cambiar al malvado, después de mil y una noches contando diversas aventuras, y convertirse ella en la reina de un ser sabio y amable.

Película colombiana La lectoraEn una situación semejante se ve la lectora de esta película, cuando un par de criminales desalmados la secuestra violentamente, muy a la colombiana, para que les lea y les traduzca un cuaderno manuscrito en alemán que contiene las claves que permitirán encontrar un maletín misterioso. Como en la historia de Scheherazade, esta lectora hechiza a sus oyentes con relatos que va leyendo, inventando y combinando. En medio de sus miedos y su vulnerabilidad, la talentosa mujer va entretejiendo una trama de suspenso que apenas al final se va develando, aunque sea solamente en apariencia, ya que en un toque conclusivo, el espectador deberá imaginarse el fin verdadero de esta historia.

La lectora, críticaEs en este ambiente de lectura tensionante y creativa que se pintan los demás personajes de la cinta, quienes viven en un mundo paralelo de intrigas y aventuras. Es un mundo de novela negra, protagonizado por Karen y Cachorro, personajes de una ciudad enteramente nocturna, por la cual se mueven como peces en el agua, hasta que la lectora los hace suyos, aprovechando los trozos de libro que alcanza a traducir, con los trazos de su imaginación fértil y curiosa. De esta forma el suspenso se vive en dos planos paralelos, uno dependiendo del otro y, en un tercero, el que el espectador va creando con sus interpretaciones e imaginando su propia lectura y su propia aventura. Es en estas posibilidades de identificación que se advierte que se trata de una buena película y que se intuye que el cine colombiano está cruzando un umbral en el cual es posible hacer cine comercial de cierta calidad, respetuoso con el espectador, capaz de desafiarlo y atraerlo con escenas e historias inesperadas, en las cuales puede participar como testigo curioso y apreciativo.

Dado que en Colombia abundan mujeres hermosas y que hay una especie de obsesión nacional por la belleza femenina, es casi imposible que las mujeres protagonistas no sean extremadamente bellas y atractivas y de esto no se escapa La lectora. Sin embargo, los giros de novela negra permiten apreciar los lados menos exuberantes, las caras y los cuerpos afeados por la violencia, por el dolor y el sufrimiento que subyacen detrás del poderoso encanto del dinero fácil. Y en los mundos paralelos y en los resquicios de las conciencias, se vislumbra la belleza interior femenina, mucho más preciosa y esencial, capaz de cambiar a los hombres con su intento y su talento.

Nota: Citas de la entrevista publicada en www.elespectador.com

Trailer:

Ficha técnica:

La lectora ,  Colombia, 2012.

Dirección: Riccardo Gabrielli
Guion: Riccardo Gabrielli R, basado en la novela La Lectora, de Sergio Álvarez
Producción: Riccardo Gabrielli
Fotografía: Julián Torres
Música: Marcelo Treviño
Reparto: Diego Cadavid, Carolina Gómez, Luis Eduardo Arango, Elkín Díaz, Héctor García, John Alex Toro, Oscar Borda, Roberto Cano, Estefanía Gómez, Tommy Vásquez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *