Críticas

Cuando la fe es ciega

Los ojos de Tammy Faye

The Eyes of Tammy Faye. Michael Showalter. EUA, 2021.

Los ojos de Tammy Faye - CartelLa vida de Tammy Faye Bakker estuvo marcada desde el comienzo. Fue la hija de una mujer divorciada (algo absolutamente escandaloso para los años 50) y siempre presionada a vivir escondida para evitar la vergüenza, hasta que decidió rebelarse y tuvo un encuentro «milagroso» con Dios que la hace el centro de atención en su pequeño pueblo de International Falls, Minnesota. Así nos invita la cinta Los ojos de Tammy Faye (The Eyes of Tammy Faye, Michael Showalter, 2021) a conocer la vida de su protagonista, una historia que obsesionó a Jessica Chastain desde que vio en televisión el documental que lleva el mismo nombre y adquirió los derechos para llevar a cabo este largometraje y protagonizarlo.

Tammy siempre fue un gran personaje en la vida real: la rebelde, la alegre, esa que llevaba maquillaje en los cursos de la biblia y en donde se encontró con Jim Bakker (Andrew Garfield). La conexión entre ellos fue instantánea y Tammy transformó al tímido Jim en un exitoso pastor, con su eterno optimismo y la ayuda de títeres creados por ella. Viajando de pueblo en pueblo por el sur de Estados Unidos, se convirtieron en los creadores de PTL (Praise The Lord) y una de las parejas más populares del fuerte movimiento cristiano televisivo del país, conocidos popularmente como “televangelistas” (o “telepredicadores”), que aunque empezaron con la idea universal del amor y sanar al mundo entero, terminaron siendo acusados de irregularidades fiscales.

Los ojos de Tammy Faye - Fotograma

Desde el comienzo es claro que siempre fue el poder detrás del poder, en una relación que se retrata más como sacada de síndrome de libro de psicología que de una pareja de esposos. Tammy se impuso ante la sociedad y nunca quiso estar en segundo lugar como las demás mujeres de su época, destinadas a ser amas de casa y guardar sus opiniones. No vio diferencias entre las personas, con lo que se volvió, sin quererlo, en una abanderada de la comunidad LGBTI antes de que existiera ese concepto, acercando a la gente a la epidemia del sida en los años 80s y lo que realmente significaba. Y sin embargo, nunca vio la verdad que tuvo en sus narices todo el tiempo acerca de su esposo, aunque madre se lo advierte sabiamente: al final del día ella no es más que una ciega seguidora. Pero fue su fe la que la mantuvo en pie hasta el final y la llevó tan lejos como pudo.

Para los que no conocíamos esta historia, la cinta nos lleva a través del detrás de cámaras del negocio de la televisión cristiana americana, que ha producido millones de regalías explotando la fe y la sensibilidad de la gente, e influyendo hasta en la elección del presidente de Estados Unidos. Pero la película no es únicamente sobre las increíbles deudas y problemas en los que PTL terminó involucrada, para eso está el documental en el que se inspiró este largometraje. Esta es la historia de Tammy y Jim, su vida como pareja, su evolución y su lamentable caída.

Los ojos de Tammy Faye - Fotograma

Para esto, Chastain y Garfield realmente entran en la piel de estos personajes, tanto que ella logró su tercera nominación al Oscar y muchos otros reconocimientos. Ambos encarnan a estas celebridades cristianas con energía y pasión, con toda la variedad de emociones y sutilezas necesarias para pasar hacer verosímil todo lo que parece un cuento de hadas entre ellos, pero realmente es un castillo de naipes que termina derrumbándose. Para algunos, la cinta se queda corta en lo exagerada que Tammy podía llegar a ser con su vestuario y maquillaje (su imagen se volvió un ícono drag) y exageraron con la debilidad y manierismos de Jim, pero todo reside en cuestión de gustos y en el enfoque que el equipo de la cinta quiso darle a estos personajes.

De este gran equipo de producción hay que destacar al departamento de maquillaje, quienes también recibió una nominación al Oscar por su impresionante trabajo y con justa razón, la evolución de Chastain de una joven del sur de Estados Unidos a una mujer adulta con más cirugías y maquillaje permanente en su cara que Cher es impresionante, transformándola ante los ojos del espectador. Y no solo es con ella: Cherry Jones se ve irreconocible, el envejecimiento de Garfield se ve orgánico y muchos otros personajes que están presentes en la vida de los Bakker. El vestuario y las locaciones hacen una adecuada recreación de las diferentes épocas que vivieron y de los programas que crearon durante la existencia de su canal, los lujos que disfrutaron y su evolución como personas, todo diseñado con sumo cuidado para ser lo más fieles posibles a la realidad.

Los ojos de Tammy Faye - Fotograma

La cinta no puede ser considerada como la historia biográfica de Tammy Faye ni como la recreación fiel de la realidad. Tiene un acercamiento al lado más honesto de la pareja, sin duda, pero predomina el toque femenino enfocado en Tammy, por algo el título de la cinta lleva su nombre. Todo esto fue por deseo de Chastain, que además produce la cinta, porque siempre consideró que había una exageración del personaje de Tammy Faye en las parodias que se le hacían, la más conocida en el programa semanal Saturday Night Live, convirtiéndola en una burla a nivel nacional, cuando la película busca la exploración de la mujer real, la que había detrás del maquillaje, la que cae del cielo a la tierra por la fe ciega en su esposo.

El largometraje no profundiza en lo que pasó después de la caída de PTL, que no todo fue tan malo para Tammy. Una vez se divorció de Jim, se casó con Roe Messner, que aunque sale en la cinta interpretado por Sam Jaeger, no se hace ninguna mención a la relación que surgió entre ellos. Tammy tuvo unos cortos regresos en televisión, actuando en series como The Drew Carey Show (1995-2004), apareciendo en realities y de invitada en el programa de Larry King, donde hizo su última aparición antes de morir de cáncer de colon en 2007.

Trailer:

Comparte este artículo:

Ficha técnica:

Los ojos de Tammy Faye (The Eyes of Tammy Faye),  EUA, 2021.

Dirección: Michael Showalter
Duración: 126 minutos
Guion: Abe Sylvia
Producción: Jessica Chastain, Kelly Carmichael, Gigi Pritzker, Rachel Shane
Fotografía: Michael Gioulakis
Música: Theodore Shapiro
Reparto: Jessica Chastain, Andrew Garfield, Cherry Jones, Vincent D'Onofrio, Mark Wystrach, Sam Jaeger, Louis Cancelmi

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.