Críticas

Alta Infidelidad

Los Infieles

Otros títulos: The players.

Les Infideles. Emmanuelle Bercot, Fred Cavayé, Alexandre Courtès, Jean Dujardin, Michel Hazanavicius, Eric Lartigau, Gilles Lellouche. Francia, 2012.

los infieles cartelNi totalmente brillante ni absolutamente divertida, Los infieles se queda a mitad del camino. A pesar de los siete nombres que encabezan la dirección del film, el pretendido humor se hace efectivo por momentos, únicamente. El tono que prevalece es el de la comedia, aunque en algunos segmentos impera el drama profundo. Se trata de una comedia acerca de la tendencia “natural” del hombre a la infidelidad, basada en el supuesto de que la  monogamia es un  comportamiento aprendido, derivado de la cultura prevaleciente, y además mal aprendido, porque el macho es sustancialmente  infiel. El planteamiento de esta visión de la masculinidad está fundado en la búsqueda incesante del placer sexual, el empoderamiento y la supremacía.

los infieles 6La película intenta homenajear la comedia italiana de los años sesenta, aquellas películas elaboradas por segmentos o capítulos, pero está muy alejada de las que hicieran famosos a directores como Dino Rissi y Mario Monicelli, o incluso Fellini o Visconti, y a intérpretes como Alberto Sordi, Vittorio Gassman, Nino Manfredi o Hugo Tognazi; esta parece ser la principal razón de incluir a siete directores, el hecho de pretender resucitar el modelo del cine episódico, segmentos independientes en la dirección o en la interpretación, unidos por el entramado. El desarrollo de la película excluye los intertítulos para separar e identificar cada segmento, hay momentos en que resulta difícil notar el ensamble de los capítulos y, en ocasiones, da la impresión de que se trata de un solo producto, sobre todo cuando algunos de los actores aparecen en varios de ellos.

los infieles 3La visión del film es profundamente machista y sexista, una manifestación de algo que aparentemente quedó atrás, por lo menos en los países culturalmente más desarrollados. La premisa fundamental: el hombre casado o comprometido engaña a su mujer, no solamente porque es hombre, es decir, ejemplar del sexo masculino, sino porque se trata de algo que está en su naturaleza, esto es, la infidelidad es consustancial a su género. Las distintas visiones plantean que las posibilidades de tener aventuras sexuales sin mayor motivación que la búsqueda del placer constituyen el eje del ejercicio de la sexualidad en los varones y una forma de reafirmar su virilidad, ya que en el caso de las mujeres se requiere la prevalencia de una perspectiva diferente.

los infieles 2Como suele ocurrir en toda película de segmentos, la calidad de la misma va variando continuamente, alternando episodios bastante buenos con otros mucho más flojos, pero el principal problema es que la película resulta tan desigual que el espectador no acaba de ubicarse, por momentos la estructura parece residir en la comedia, gira bruscamente al drama y ambos se engarzan con una suerte de sketches.

los infieles 5Cabe rescatar los capítulos La pregunta, dirigido por Emmanuelle Bercot, y Lolita, de Eric Lartgau, que resultan los segmentos más interesantes y los más desvinculados en cuestión de tono del resto de la obra. Los gags a cargo de Alexandre Courtes son desiguales y poco eficientes como cápsulas de humor, al grado que sus protagonistas terminan en una patética sesión de infieles anónimos. El capítulo La buena conciencia, dirigido por Hazanavicius, con la historia del fracaso de un hombre en todos sus intentos por seducir y tener sexo con cualquier mujer resulta verdaderamente deprimente. Historias todas, que se insertan en un prólogo dirigido por Cavayé  y una conclusión a cargo de los protagonistas Du Jardin y Guilles Lellouche.

los infieles 4Abundan los clisés del supermacho, el hombre que solo ve en la figura de las mujeres un cuerpo para ser utilizado sexualmente. No hay propuesta alguna para hacer una lectura de la película más profunda, por supuesto la intención es divertir, aunque intente hacerlo a través de lo soez y lo vulgar. Se trata de la búsqueda del sexo por el sexo a costa de cualquier cosa, todas las excusas son válidas, los motivos son tan variados como los tipos de hombres que caracterizan la película: inocentes, despreciables, cínicos, cobardes, etcétera.

Los carteles originales de la cinta, retirados por ser considerados como ofensivos hacia las mujeres, sólo añaden morbo y promoción gratuita para el film, de cualquier modo el póster autorizado sigue destilando sexismo y misoginia.

Ficha técnica:

Los Infieles  / The players (Les Infideles),  Francia, 2012.

Dirección: Emmanuelle Bercot, Fred Cavayé, Alexandre Courtès, Jean Dujardin, Michel Hazanavicius, Eric Lartigau, Gilles Lellouche
Guion: J. Dujardin, G. Lellouche, StephaneJolie, PhilippeCaveriviere y NicolasBedos
Fotografía: Guillaume Schiffman
Música: Evgueni Galperine
Reparto: Jean Dujardin, Guillaume Canet, Mathilda May, Sandrine Kimberlain, Aina Clotet, Guilles Lelouch, Geraldine Nakache, Melanie Douety, Isabelle Nanty, Alexandra Lamy

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.