Críticas

Ardillas a las nueces

Lío en Broadway

Otros títulos: Enredos en Broadway.

She's funny that way. Peter Bogdanovich. EUA, 2014.

Cartel de la película Lío en BroadwayLío en Broadway, escrita y dirigida por el reconocido Peter Bogdanovich, cuenta con un reparto coral en el que brillan figuras como Owen Wilson (Midnight in Paris, 2011, Inherent Vice, 2015), Rhis Ifans (Exit trough the Gift Shop, 2010, Nottin Hill, 1999), Jennifer Aniston (Life of Crime, 2014, Cake, 2015), Imogen Poots (Green Room, 2015), entre otros. Además de la aparición de sorpresivos cameos, como el de Quentin Tarantino o Michael Shanon. Este conjunto de talento es el principal y mayor aporte de la cinta, ya que cada rol tiene su parte significativa en el armazón de la trama, cual piezas de un rompecabezas. Como una cadena de reacciones, cada personaje se ve afectado por lo que le sucede a otro.

Una periodista llena de escepticismo y ávida de noticias jugosas, entrevista a Izzi, una romántica actriz que convierte su sueño en realidad, transformarse en estrella de Broadway, gracias a la ayuda de un cliente que le obsequia 30.000 dólares para que deje su trabajo de prostituta y persiga sus aspiraciones. Luego resulta que su primera audición es precisamente para él (que es un director de teatro), en una obra en la que actuará nada menos que su esposa y su antiguo amante. Y por si fuera poco, el escritor de la misma se queda prendado de Izzi, aún cuando tiene novia, quien por casualidad es psiquiatra, tanto de ésta, como de un anciano que está completamente obsesionado con ella.

Parece confuso… pues lo es; suena enredado… pues lo está; el problema es que no es tan gracioso como aparenta y debería.

Imagen de la película She's funny that wayLas coincidencias, los encuentros casuales, las impensables conexiones, los enredos y las situaciones caricaturescas son el englobado de Lío en Broadway, una cinta al estilo del subgénero cómico conocido como screwball, que tuvo su apogeo en tiempos de la Gran Depresión norteamericana a principios de los años treinta, hasta fines de la década de los cuarenta.

Dicho género intentaba llevar entretenimiento al espectador para que evadiera su realidad por un rato, valiéndose de diálogos rápidos, circunstancias ridículas, en las que se involucran conflictos de pareja y relaciones de noviazgo o matrimonio, en contextos, la mayoría de las veces, excesivos y alocados. Gracias a su tono fársico, este tipo de comedia se vuelve catártica por lo absurdo de sus escenarios y extremos incidentes.

Se puede creer que tal es la intención primordial de Lío en Broadway, sin embargo, el propósito se logra sólo hasta cierto punto. En el trenzado de la historia, algunas hebras funcionan muy bien de acuerdo al propósito del director, en cambio, otras se quedan cortas y no terminan de entretejerse con las demás de manera atractiva, dejando la sensación de que, por un lado sobran y por otro, no fueron bien trabajadas para sacarles el provecho esperado, al grado de no lograr la conexión necesaria para que el público se deje ir, sacándolo de concentración constantemente.

Crítica de la película She's funny that wayA lo largo de la película se percibe cierta alusión al cine de Woody Allen, en los diálogos, en la acelerada forma de hablar, por ejemplo, de Arnold (Owen Wilson), en tomar a Nueva York como escenario, además del papel que juega el psicoanálisis en la trama y su intención de ridiculizar a los personajes y sus obsesiones. Sin embargo, desafortunadamente no se llega a la maestría ni se cuenta con el ingenio, con el que dicho director maneja sus historias.

Bogdanovich ha logrado una importante trayectoria, como actor productor y director, no obstante su clímax en la dirección lo alcanza en la década de los setenta con los clásicos filmes The Last Picture Show (1971), Paper Moon (1973) y Daisy Miller (1974). Por lo que se esperaba más de este regreso a la dirección, de la que se había alejado para concentrarse en su trabajo como actor. Extraña, de pronto, que la situación se le salga de las manos, lo que le impide concretar las historias de manera más astuta y graciosa. Los diálogos no fluyen, y las situaciones se vuelven obvias y trilladas en ciertos momentos.

Lio_en_broadway imagen El personaje de la psicóloga, interpretado por Jennifer Aniston, queda muy de lado, no resulta interesante ni de peso en la comedia. Ella es graciosa, lo sabemos, y de verdad se nota que trata de sacar el mejor partido a su papel, pero el problema es ese, que trata demasiado, y sus líneas se vuelven repetitivas y exageradas. Nunca se entiende por qué es como es, además de que finalmente no aporta gran cosa a la trama.

Por su parte, Imogen destaca por su interpretación de una chica de paga, con un marcadísimo acento de Brooklin, que aunque por momentos se siente excesivo, finalmente funciona.

La nostalgia por el cine clásico se hace notar desde el principio, se menciona constantemente a actores íconos del mismo, además de películas que fueron primordiales. Una de las frases que desentona en uno de los principales conflictos del film es una cita tomada de Cluny Brown (1946), en las palabras que Arnold le dice a las chicas que contrata como call girls, a las que ofrece dinero a cambio de que dejen su estilo de vida y alcancen sus metas.

Lio_en_Broadway_4Asimismo, Izzi, en la entrevista, cita unas palabras de Audrey Hepburn en Breakfast at Tiffani’s, que resumen sus anhelos, describen su personalidad y que por su conexión con la protagonista se siente plenamente identificada.

Sin duda, Lío en Broadway contiene momentos audaces que resultan simpáticos por los enredos que se desencadenan, situaciones complicadas en el hotel, escondites en los baños, coincidencias de casi todos los personajes en el mismo restaurante, y más. El manejo del humor detona y marcha bien en ciertos fragmentos, logra entretener al espectador, sin embargo, nada que resulte muy novedoso u original. Por lo que, desafortunadamente, será un film que no se recordará por mucho tiempo.

 

 

Ficha técnica:

Lío en Broadway  / Enredos en Broadway (She's funny that way),  EUA, 2014.

Dirección: Peter Bogdanovich
Guión: Peter Bogdanovich, Louise Stratten
Producción: Louise Stratten
Fotografía: Yaron Orbach
Música: Edward Shearmur
Reparto: Imogen Poots, Owen Wilson, Jennifer Aniston, Rhys Ifans, Will Forte, Illeana Douglas

Celia Sutton

Graduada del Master en Crítica Cinematográfica de AULA CRÍTICA

 

Deja un comentario


* Los campos marcados son obligatorios