Críticas

Convivencia con las bestias

Ming of Harlem: Twenty One Storeys in the Air

Phillip Warnell. Reino Unido, Bélgica, EUA, 2015.

Ming of HarlemMing of Harlem es un documental que encuentra poesía y un tema para la reflexión filosófica, a partir de un epígrafe de Jacques Derrida, en un hecho de los que le gusta explotar a la prensa sensacionalista, por ejemplo a tabloides como el Daily News. Antoine Yates, un aficionado a los animales, adquirió en 2000 un tigre de Bengala, al que llamó Ming, y se lo llevó a su departamento en Harlem, Nueva York. Allí alquilaba habitaciones y vivía con su madre, quien se dedicaba a cuidar niños. Posteriormente añadió a su colección de mascotas un caimán, al que llamó Al por alligator. Lo que ocurría en esa casa era conocido por los vecinos y aceptado por los inquilinos del inmueble, pero las autoridades intervinieron al descubrirlo, cuando Yates fue herido al intentar evitar que Ming se comiera a un gato. Fue condenado a cinco meses de prisión y cinco años de libertad condicional, lo que no significó ninguna lección para él: en la actualidad vive con 22 grandes felinos, incluidos cuatro tigres.

La historia es por sí misma como para filmar una película, y ha sido llevada a la televisión. Pero Warnell se abstuvo de hacer lo que a un documentalista sin talento le hubiera parecido obvio. Además de recurrir a las imágenes de archivo, al testimonio de una entrenadora de animales salvajes, y a presentar a Yates recorriendo en coche el que fue su barrio y narrando sus recuerdos de lo sucedido, hizo una reconstrucción, no de los hechos sino de lo que pudo haber significado para el personaje convivir con Ming y Al. Para ello recreó partes del departamento en las jaulas que dos animales similares ocupan en zoológicos, haciendo evidente, además, el artificio para el espectador. Así filmó los que pudieron haber sido los majestuosos desplazamientos del tigre de casi 200 kilos por la habitación que ocupaba, los pasillos y la cocina, y al cocodrilo en su cuarto, acompañando las imágenes de la lectura de un texto escrito para la película por el filósofo Jean-Luc Nancy. En él se reflexiona poéticamente sobre las relaciones entre los seres humanos y los animales.

Ming of HarlemEl espectador tiene así la posibilidad de acercarse a la experiencia de Yates, entregado a la contemplación del tigre y del cocodrilo como pudo haberlo estado él, lo que es más interesante que tratar de recrear lo sucedido. Apenas la presencia de una niña evoca los peligros que corrieron las personas por la cercanía de los animales salvajes. De esa manera la película toca también un problema que la civilización ha relegado sin resolverlo, al considerar aceptable que la gente esté acompañada únicamente en su casa de ciertos animales: la necesidad que puede experimentar el ser humano de convivir con otras especies.

Tráiler:

Ficha técnica:

Ming of Harlem: Twenty One Storeys in the Air ,  Reino Unido, Bélgica, EUA, 2015.

Dirección: Phillip Warnell
Producción: Phillip Warnell, Madeleine Molyneaux
Fotografía: David Raedeker
Música: Hildur Gudnadottir

Pablo Gamba

 

Deja un comentario


* Los campos marcados son obligatorios