Críticas

Antihéroes galácticos de vuelta

Guardianes de la Galaxia, vol. 2

Guardians of the Galaxy Vol. 2. James Gunn. Estados Unidos, 2017.

Cartel de la película Guardianes de la galaxia vol. 2Para un cineasta, realizar una secuela siempre es una tarea compleja, especialmente cuando se trata de la continuación de una exitosa primera parte, tanto en cuanto a taquilla, como en la calidad del filme. Las expectativas del estudio y, principalmente, del espectador son altas, sobre todo en sagas establecidas en el gusto del público. A lo largo de la historia del cine, encontramos segundas partes que igualaron o superaron a sus predecesoras: Aliens (1986), de James Cameron, o El caballero oscuro (The Dark Knight, 2008), de Christopher Nolan, son ejemplos notables. Pero así mismo, existen casos donde hubiéramos preferido quedarnos con la película original.

Guardianes de la Galaxia vol. 2, es un claro ejemplo de la primera categoría, lo cual resultó bastante retador, tomando en cuenta el éxito de su predecesora y la cálida recepción que tuvo por parte de las audiencias, logrando colocar a estos superhéroes poco habituales como favoritos del público.

La segunda parte arranca con nuestros superhéroes: Star-Lord (Chris Pratt), Gamora (Zoe Saldana), Drax (Dave Bautista), el mapache Rocket (voz de Bradley Cooper) y el pequeño Groot (voz de Vin Diesel),  enfrentando a una criatura galáctica, cuya derrota implica una recompensa para ellos por parte de la reina Ayesha (Elizabeth Debicki) y su raza de extraterrestres dorados, llamados Sovereign. Una vez reclamada la recompensa, –que incluye a Nebula (Karen Gillan), hermana de Gamora–, las cosas se complican en el momento en que Rocket decide intentar robar unas baterías, lo que desata una persecución por parte de los Sovereign. Y es así, con esta premisa simple que empieza a desarrollarse una trama que nos termina enganchando nuevamente a este mundo intergaláctico.

Fotograma de Guardianes de la galaxia vol. 2

Un factor clave para que la secuela funcione es principalmente el guion de James Gunn, que va en línea con lo que se nos presentó en la primera película: un humor constante y sarcástico combinado con excelentes secuencias de acción, lo que logra que el filme sea entretenido y visualmente atractivo. Gunn escribe y dirige Guardianes de la Galaxia vol. 2, al igual que su predecesora (Guardianes de la Galaxia, 2014), lo que influye de manera efectiva al ver la segunda parte, ya que nos conecta nuevamente a los personajes y resalta las características por las cuales fueron tan aceptados en la primera entrega. Es importante destacar que a diferencia de otros superhéroes, los Guardianes de la Galaxia no son justicieros. A pesar de los acontecimientos suscitados en la primera parte, en ningún momento nos encontramos ante un grupo en búsqueda de salvar el mundo, sino de lo que se ajuste a sus intereses personales.  Por esto es que la secuencia inicial del filme es clave para dar continuidad a la historia y resaltar la naturaleza de estos individuos, lo que da pie a las posteriores situaciones jocosas y consecuencias de sus acciones, desencadenando así la trama.

A pesar del constante humor que Gunn maneja en el guion, en esta ocasión decide darle un toque humano a la historia y explorar contenidos que en la primera entrega fueron palpados únicamente de manera superficial.  El amor y la importancia de la familia son dos aspectos que en esta oportunidad toman mayor relevancia en la trama.  Aún así, si bien en algunas escenas del filme se nos presentan ciertas reflexiones con toques dramáticos, el guionista logra intercalar de forma sutil el drama y la comedia sin perder el hilo de la historia.  Gunn no es pretencioso. No hay lecciones morales de por medio que pongan en riesgo el tono ligero de la película.

Fotograma de Guardianes de la galaxia vol. 2

El elenco es básicamente el mismo de su predecesora, encabezado por Chris Pratt en el papel de Star-Lord. Tanto Pratt, como Saldana, Bautista y Cooper cumplen a cabalidad con interpretar acertadamente a estos personajes de nuevo, con una familiaridad que nos hace sentir que no han pasado dos años desde el anterior filme. Las nuevas adiciones en el reparto son Kurt Russell, quién interpreta a Ego, el padre de Peter Quill, y Pom Klementieff como Mantis, su fiel servidora. La adición de Mantis es efectiva y logra acoplarse sin mayor inconveniente al grupo, especialmente con Drax. La química entre Klementieff y Bautista proporciona muchos de los momentos de alivio cómico. Mención especial merece el rol extendido de Michael Rooker, como Yondu, quién tiene un papel clave durante el acto final.

El equipo de diseño de producción realiza un trabajo destacable, llevando a la pantalla este mundo ficticio, el cual está, en su mayoría, generado por computadora y tecnología CGI. Sin embargo, los efectos están tan bien logrados que al momento de ver el filme olvidamos estos detalles y nos adentramos como espectadores en estos planetas remotos, con colores fulminantes y naves espaciales exorbitantes.  Esta efectividad visual se logra también gracias al impecable maquillaje de los personajes. El mismo se ve natural en todo momento y denota un nivel de detalle minucioso que complementa eficazmente los efectos visuales del filme.

Fotograma de Guardianes de la galaxia vol. 2

Otro factor de éxito que se mantiene es la banda sonora, uno de los aspectos más característicos de la primera parte. La nostalgia de clásicos de los 60 y 70 se vuelve a desempolvar a lo largo de la película (recordemos que al final de la primera entrega, Peter Quill descubre el volumen 2 del cassette que escuchaba).  Tiene aún más sentido, tomando en cuenta que la escena inicial con la que la película arranca sucede a finales de los 70 y es un elemento importante para la trama.

Guardianes de la Galaxia vol. 2 tiene todos los elementos esenciales de éxito que se esperan de una película taquillera de verano: un guion divertido y lleno de acción, personajes populares y queridos por el público, y efectos visuales que deleitan hasta a la retina más exigente. Ya está anunciada la tercera parte de la saga, la cual también estará bajo el mando de James Gunn, lo cual es un buen augurio de que, probablemente, nos espere la continuidad, cuidado y calidad que la saga ha demostrado en las dos primeras películas.

Tráiler:

 

Ficha técnica:

Guardianes de la Galaxia, vol. 2 (Guardians of the Galaxy Vol. 2),  Estados Unidos, 2017.

Dirección: James Gunn
Duración: 136 minutos
Guion: James Gunn
Producción: Marvel Studios / Walt Disney Pictures
Fotografía: Henry Braham
Música: Tyler Bates
Reparto: Chris Pratt, Zoe Saldana, Dave Bautista, Vin Diesel, Bradley Cooper, Michael Rooker, Karen Gillan, Pom Klementieff, Elizabeth Debicki, Sylvester Stallone, Kurt Russell

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *