Críticas

Caetano lo logra nuevamente

El otro hermano

Israel Adrián Caetano. Argentina, 2017.

La frase “Pueblo chico, infierno grande” es usualmente utilizada para referirse a que los chismes entre sus habitantes son moneda corriente. Con una premisa similar a la de aquellas películas de terror ochentosas, donde un auto averiado obligaba a un grupo de amigos a buscar ayuda en un pequeño pueblo lleno de gente hostil (cuando no, un loco con una motosierra), El otro hermano no llega a dichos niveles de agresividad, pero si de engaño, desolación, desprotección de su protagonista.

Verse tentado ante un nuevo estreno de Adrián Caetano no es algo muy difícil. Con una gran lista de películas y series de gran acogida en Argentina, el director uruguayo cuenta films de la talla de Pizza Birra y Faso (1998), Un oso rojo (2002) y Crónica de una fuga (2006). Pero su filmografía no se limita sólo a esto, sino que también dirigió Tumberos (2002) y más recientemente, Sandro de América (2018), ambas series de TV de gran acogida. Su propuesta es siempre muy atractiva y llena de suspense, con escenas en las que logra muchísima tensión, muchas veces llegando a mostrar cosas a las que no estamos acostumbrados. El cine de Caetano muestra, además de marginalidad, bajeza humana y codicia, excelentes condimentos que realmente logran generar angustia en el espectador.

Mucho de ese suspense del que hablo se logra a través de la inserción de un personaje que vive una vida rutinaria y sin mayores sobresaltos, en un mundo hostil y marginal. En Tumberos lo logra con la encarcelación de un abogado de clase alta en uno de los penales más peligrosos de la ciudad de Buenos Aires y desarrollando toda su inserción en el mismo. En El Marginal, quien ingresa a la cárcel es un policía, a cambio de una deuda de favores con un juez de la nación. En El otro hermano, Cetarti (Daniel Hendler) se ve obligado a viajar a un pequeño pueblo de la provincia de Chaco para cobrar el seguro de vida por la muerte de su madre y su hermano. Pero a su llegada se topa con Duarte (Leonardo Sbaraglia), un bribón de lazos con la fuerza aérea, que intentará engañarlo de manera de no solo robarle su dinero, sino también de utilizarlo para otros de sus negocios. Cetarti, sin quererlo, ingresa a un pueblo que se convierte en el penal de Caseros y a él se deberá adaptar.

Daniel Hendler, quien interpreta a Cetarti, debe componer a un personaje un tanto introvertido, que ha dejado su vida rutinaria por algo que parece simple, como lo es cobrar un dinero, pero que se convierte en toda una odisea. Su carácter tímido no lo convierte en estúpido, aunque al principio se deje engañar por Duarte, quien en la piel de un cada vez mejor Sbaraglia es el dueño de casi todos los negocios ilegales del pueblo. Hendler tuvo su debut como director de largometrajes con el estreno de El Candidato (2016), film que retrataba la construcción de un millonario como candidato a las elecciones por venir. Por otro lado, Danielito es encarnado por Alián Devetac, personaje que sorprende no sólo por sus características, sino por el nivel de su intérprete, quien tan frío como desentendido de culpa me recordó mucho a Todd de Breaking Bad (Vince Gilligan, 2008-2013). Eva (Alejandra Flechner) es secuestrada por Duarte y Danielito, quienes la torturan y flagelan al punto de reducirla emocionalmente. Flechner se muestra muy compenetrada en el personaje, acompañando el gran nivel de actuación con el que cuenta el film. El otro hermano fue la anteúltima película de Pablo Cedrón, quien falleciera en noviembre del año pasado víctima de una larga enfermedad. Cedrón se encargó de interpretar a Enzo, un chatarrero oportunista que le suma oscuridad a los pueblerinos.

Nora Mazzitelli y Ángel Suparregui se encargaron de adaptar el libro Bajo este sol tremendo, publicado por el escritor chaqueño Carlos Busqued en 2009. El trabajo de ambos, en conjunto con la labor fotográfica de Julián Apesteguia obtiene un sólido resultado al darle ese aire de suspense, terror y western del que hablaba anteriormente. Otro de los aspectos que refuerzan mucho a ese aire de marginalidad que busca retratar Caetano es el del sonido, a cargo de Catriel Vildosola, de larga trayectoria en el cine argentino, habiendo trabajado en films como Mundo Grúa (Pablo Trapero, 1999) y Jauja (Lisandro Alonso, 2014).

Con El Otro Hermano, Caetano suma una nueva propuesta a su ya excelente filmografía, demostrando nuevamente que puede seguir planteando la misma fórmula y seguir obteniendo resultados a la altura de su carrera.  Con un reparto y un gran equipo de producción, el director uruguayo nos invita a asistir a esta extraordinaria coproducción.

Ficha técnica:

El otro hermano ,  Argentina, 2017.

Dirección: Israel Adrián Caetano
Duración: 112 minutos
Guion: Nora Mazzitelli y Ángel Suparregui (guion), Carlos Busqued (basado en el libro "Bajo este sol tremendo")
Producción: Rizoma
Fotografía: Julián Apesteguia
Música: Catriel Vildosola
Reparto: Daniel Hendler, Leonardo Sbaraglia, Alian Devetac, Angela Molina, Alejandra Flechner, Pablo Cedrón

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.