Cinerama

Entrevistas: 

Entrevista a Lisandro Alonso

Lisandro AlonsoDespués de cosechar numerosas selecciones en festivales de cine con su película Jauja, así como diferentes reconocimientos entre los que se encuentran el premio Fipresci, otorgado durante el pasado Festival de Cannes, dentro de la sección Una Cierta Mirada, Lisandro Alonso (Buenos Aires, 1975) ha conseguido el máximo galardón para su película en el Festival de cine Ficunam  2015.

Con motivo de este premio y del enigma que supone esta apasionante e indescifrable película, nos volvemos a adentrar, de la mano de su director, en el interior de ese hermoso laberinto, con apariencia de material fotográfico rescatado de otro tiempo, en medio de las llanuras de la Patagonia argentina de finales del siglo diecinueve, mientras acontecía la que se llamó Conquista del Desierto.

Raúl Liébana: Jauja supone un paso adelante en su carrera cinematográfica. Parafraseando lo que se dice en un momento de la película ¿Qué hace que una historia avance y siga hacia delante? ¿que representa Jauja en el conjunto de su obra?                                                   

Lisandro Alonso: Bueno, eso no lo tengo tan claro como para responderlo en unas cuantas oraciones… solo sé que cada tanto me gusta salir de mi ciudad a lugares que me interesaRodaje JAUJA conocer, gente que me gusta observar, poder compartir un rodaje con la gente que me gusta y de la que admiro su trabajo, aprender de sobrellevar una película adelante, que lleva mucho tiempo, se necesita un poco de voluntad y decisión para no quedarse en el camino. Buenos compañeros, buenos coproductores, un poco de suerte y ganas de sorprenderse a uno mismo. Quizá todo eso y algunas otras cosas hacen que mi trabajo como cineasta todavía, según mi perspectiva, pueda seguir adelante.

RL: ¿Cómo surge la idea de hacer Jauja?

LA: Si miras mis películas previas te darás cuenta que más o menos las historias se parecen bastante, solo que en Jauja cambiamos un poco algunos de los elementos que integran la película. Hay actores profesionales, Viggo Mortensen se involucró como productor y músico del film. Él ha hecho y sigue realizando un trabajo fuera de serie para la película.

La idea surge de un incidente desafortunado que le ocurrió a una amiga mía fuera de su lugar de nacimiento… un destino trágico en un lugar ajeno a su entorno, lejos de su lugar de origen. Ese mismo hecho y lo que, seguramente, han pasado sus padres es lo que desencadenó que me uniera a Fabián Casas para desarrollar esta historia junto a Viggo Mortensen como protagonista danés.

Rodaje_JAUJA_2RL: ¿Cuál ha sido para usted el mayor reto de rodar Jauja?

LA: Creo que uno de los mayores retos fue decidirme a dejar de lado algunas de las características que marcan mis otras películas… animarme a cambiar sin dejar de ser o hacer las películas que me interesan realizar, y a la vez no alejarme de mi entorno de trabajo, con la gente con que he podido desarrollar estos veinte años de trabajo en el cine. Sin duda, animarme a trabajar con un actor de la talla de Viggo ha sido arriesgado y sumamente placentero. Ha sido una de mis mayores experiencias con el cine, he aprendido mucho a su lado.

RL: ¿Nos podría hablar sobre la escritura del guion con Fabián Casas? ¿Cuál fue la dinámica de trabajo que establecieron?

LA: Nos encontramos por primera vez cerca de 2010, en una pizzería del barrio de Chacarita, en Buenos Aires, y decidimos que antes de escribir juntos deberíamos intentar ser buenos compañeros, amigos, en el mejor de los casos, que solo así sería posible pensar un proyecto cinematográfico, que se iba a terminar demorando unos cinco años en presentarse y concluirse definitivamente. Hemos desarrollado una gran amistad, tenemos hijos de la misma edad, los dos comenzamos a vivir cosas parecidas en nuestras vidas, al mismo tiempo. Hemos pasado largos fines de semana juntos en su casa, riendo, hablando pavadas, y solo de vez en cuando nos sentábamos seriamente a conversar del proyecto. Claro que llegó un momento donde la película ya estaba pensada y bien afinada entre nosotros y solo debíamos ponerla en unas veinte páginas y presentársela al resto.                                                                                                         Rodaje_JAUJA_3

Viggo colabora en los últimos, pero importantes, detalles del tratamiento; aunque a pesar de sus escasas páginas, siempre supimos que teníamos una película de largo entre ellas o, al menos, nosotros así lo creímos. Fabián escribió por su lado una protonovela con algunos personajes y situaciones que le iba robando y adecuando al guion de Jauja.

RL: Hay varios planos de los que podríamos hablar largo y tendido, pero tengo curiosidad por uno, especialmente: ¿Nos puede contar cómo se rodó ese momento en que el Capitán Dinesen se tumba sobre una piedra, ya de noche, y el cielo estrellado se va nublando ante él?

LA: Bueno, esto se ha rodado con un telón verde detrás del Capitán Dinesen y el cielo ha sido posproducido, simplemente ha quedado bien por el trabajo de Timo y el de posproducción, llevado a cabo por Leandro Pugliese desde Wanka, nuestro coproductor argentino. Esta fue la primera vez que realicé una truca de ese estilo, claro que tanto Viggo como el resto del equipo sabían perfectamente lo que hacían. Imagina que El señor de los anillos se debe haber rodado íntegramente de esa manera, ¿verdad? El único principiante al respecto, era yo mismo.

RL: Partiendo de una idea sencilla, puede empezar a convertirse en una espiral, a dar vueltas y a enredarse. En este sentido, ¿era realmente consciente de las múltiples capas que iba adquiriendo Jauja mientras se rodaba? ¿Qué idea de todo lo que hay encerrado en este enigma que ha creado, era la que se propuso para su realización?

Plano_Cielo estrellado_JAUJALA: Es una pregunta difícil de responder, sabíamos que había dos tiempos y realidades y dos países involucrados dentro de la película, y que en ambos estaría la misma joven protagonista, pero no podíamos estar seguros de cómo iba a funcionar, hasta no estar montada finalmente. La película va mutando de un lado a otro y cobrando nuevas lecturas que nacen de la imagen misma y de los mismos protagonistas, solo que hacia el final ya no queda tan claro quién es quién y cuál es la historia principal de la película… varias preguntas nacen en diferentes direcciones, muchas no tienen una respuesta cierta, quizás esas preguntas que se despiertan en el espectador sean la película por encontrar y disfrutar cuando uno todavía está saliendo del cine.

RL: Jauja podría entenderse como una representación del anhelo, la esperanza de cualquier hombre y, en ese sentido, se encuentra fundamentalmente la idea de la familia, de su origen y de su destino… de su fin, el final al que tarde o temprano está abocada, pero ¿qué supone para usted la familia y qué idea quería transmitir acerca de la misma? ¿Cómo quería representarla?

LA: Creo que la familia reúne algunas de las relaciones más importantes, para bien o para mal, de cualquiera de nosotros. Y como tal, a veces me interesa preguntarme cómo es que nos relacionamos, o no, con el otro ser humano más cercano a nuestros vínculos y afectos. Siempre pienso que estamos solos en muchas decisiones y que también quedamos bastante solos al final de nuestros días, creo que es así, ¿no? Hay una frase dentro de la película donde se dice algo parecido a “Las familias desaparecen de la faz de la tierra, el desierto se las traga, tarde o temprano desaparecen…”. Eso es algo que comparto, todos de alguna manera desaparecemos, “el desierto se come todo”, y está bien que así sea. También nos interesaba saber si existe la posibilidad de seguir estando de alguna manera con esos seres que han sido importantes para nosotros, de seguir sintiéndonos acompañados por esos que ya no vemos tan seguido.

RL: ¿Cómo fue el trabajo con Viggo Mortensen?                                                                                                                                                                                                                                                  JAUJA_1

LA: Único, no creo que tenga otra oportunidad parecida. Y nunca encuentro las palabras justas para expresar mi eterna gratitud a todo su trabajo realizado, todo el riesgo tomado, todo el apoyo y la estructura que ha aportado a Jauja. Me siento muy feliz de que a él le guste mucho la película, que como ya sabemos es su película, por más que uno tenga que poner determinados créditos al final de las imágenes. Fue un trabajo realizado sin jerarquías preestablecidas. Viggo es un actor increíble, una persona muy culta, noble, humilde y amigable, un productor soñado.

Raúl Liébana

 

Un comentario para “Entrevista a Lisandro Alonso”


Deja un comentario


* Los campos marcados son obligatorios